prueba fiat 500 xEs un modelo que ya tuvimos la ocasión de probar a fondo durante una semana durante el verano de 2019 y que nos pareció de lo más efectivo para moverse por carreteras y pistas de tierra, sobre todo por su buena relación peso/potencia que le hacía muy eficaz:                                                                                                     https://montalbanmedia.com/viajes-turquia-en-4×4-la-cuna-de-la-civilizacion/

prueba fiat 500 x

Ahora aparte de ligeros toques estéticos, monta un motor aun más potente, lo que le permite ser aun más prestacional.

prueba fiat 500 x

Contamos con un 1.3 Multijet, que da 150 caballos, combinado con un cambio DCT. El comportamiento en todo momento ha sido ágil y dinámico. Este Fiat corre más de lo que pudiera pensarse a priori.

prueba fiat 500 x

Su carrocería sigue siendo exclusiva y diferente a todas manteniendo la línea original en muchos de sus rasgos. Luces de LED tanto delanteras como traseras, barras de techo, aletines y protecciones delanteras y traseras en color metálico, marcan aun más su carácter SUV.

prueba fiat 500 x

A bordo, podemos disfrutar de un ambiente agradable, juvenil y práctico, con todo muy a mano y con facilidad de uso. La generosa pantalla permite estar conectado como mandan los cánones y los asientos de carácter deportivo, envolviendo bien y un volante grueso de ben tacto aseguran desplazamientos agradables.

prueba fiat 500 x

En las plazas traseras, sitio para dos, pero espacio de sobra para los más altos, que no deben de darse en el techo pese al contenido tamaño del 500.

prueba fiat 500 x

El maletero cubica  350 litros de capacidad acorde con su tamaño exterior y echamos en falta la rueda de repuesto, que para un vehículo de tracción total, susceptible de salir del asfalto se hace imprescindible.

prueba fiat 500 x

En marcha es un verdadero juguete. Amo de la ciudad por tamaño y prestaciones, lo aparcaremos en huecos prohibidos para muchos. En carretera comportamiento noble y ágil, con un motor que nos permite rodar sin complejos por prestaciones puras y recuperaciones. Una carretera de montaña es una delicia con este 500.

prueba fiat 500 x

Estamos ante un vehículo, que pese a su concepto urbano, permite rodar en vías rápidas a buen ritmo, y salirse ocasionalmente del asfalto, disfrutando siempre de un diseño atrevido y diferente.

prueba fiat 500 x

En el monte. Cuestión de peso.

Ese es nuestro mejor argumento, el peso contenido del 500 X. Existe la versión cross con aletines y aparentes protecciones de bajos, pero sin aditamentos, iremos bien. El  dibujo de los neumáticos o los ángulos característicos pueden ir en nuestra contra, pero desde luego que en cuanto las condiciones del terreno se compliquen saldremos adelante mejor que muchos vehículos de mayor tamaño y empaque. Los bajos pese a estar protegidos, lo son de forma endeble.

prueba fiat 500 x

 

Artículo anteriorRutas. Acaba el año en Galicia y Castilla con Agreste 4×4. Tu todo terreno al fresco.
Artículo siguienteDakar Saudí 2022. Toyota se pone de largo.